Tiquetes Tiquetes

Historia

El Parque Temático de Flora y Fauna de Pereira nació, a finales de los años noventa, como un sueño de los pereiranos. Siendo conscientes de las limitaciones de espacio y ubicación que se presentaban en el antiguo Zoológico Matecaña y considerando la gran importancia que tenía este atractivo turístico para la región, diferentes líderes de la ciudad, autoridades locales y representantes del gobierno nacional plantearon la idea de desarrollar un Bioparque que permitiera mejorar la calidad de vida a los animales del ZOO y contribuir a dinamizar la oferta turística de la región.

Durante más de quince (15) años, con un gran equipo de especialistas tanto nacionales como internaciones, se desarrollaron los procesos de adquisición de predios, diseños civiles y arquitectónicos, movimiento de tierra y ejecución de obras, que permitieron iniciar, en el año 2015 la fase de pre-operación. Estas fases se lograron gracias al apoyo del Gobierno Nacional a través del Fondo Nacional de Turismo (FONTUR) y la Alcaldía de Pereira, entidades que aportaron los recursos necesarios para esta gran obra.

Para dar un nombre al nuevo Bioparque se llevó a cabo un concurso con la comunidad en general  con la participación de cerca de 17.000 personas enviando sus propuestas. Finalmente, el nombre elegido fue el de “Ukumarí” que significa, en lengua quechua, aquel que tiene la fuerza del Oso.
El 2015 también trajo otros aspectos de la fase de Pre-operación, que incluyó el inicio del traslado de los animales desde las instalaciones del ya cerrado Zoológico Matecaña. Durante este año llegaron cerca de 120 individuos a la bioregión de los bosques andinos, con la cual, el 30 de septiembre, inició la operación del Bioparque Ukumarí.

El 2016 fue un año de cambio y grandes retos para el Bioparque Ukumarí, ya que, pese al inicio de las operaciones, aún se encontraban, en las instalaciones del antiguo Zoo, la mayoría de los animales. Fue ante esta situación que el alcalde de la ciudad, Juan Pablo Gallo Maya y la gerente del Bioparque Ukumarí, Sandra Milena Correa, planean y dan inicio a la Operación Arca de Noé. Proceso que duró menos de un año y  por el cual se brindó un nuevo hogar a los 388 animales que  aún  vivían en las instalaciones del Matecaña.
La operación Arca de Noé fue paralela al crecimiento del parque que durante el año mencionado logró la consolidación y apertura de la primera fase de África (Bioregiones de sabana africana y bosque tropical africano). Esto permitió brindar a los visitantes una experiencia con duración promedio de 3 horas.

La operación Arca de Noé finaliza el 16 de diciembre del 2016 cuando se realizó el traslado de los elefantes africanos, este proceso, al igual que de otros megavertebrados como las rinocerontes, fue asesorado y acompañado por miembros líderes de la tribu de Africam Safari (parque de Puebla México).

En el 2017 la historia continua y para la temporada de Semana Santa se logró la inauguración del hábitat de los elefantes, espacio que necesitó de una serie de adecuaciones para asegurar el bienestar de sus habitantes. No obstante, después de la inauguración se han necesitado otras modificaciones, estas dependiendo del uso que Pirinolo, Maggie y Kim (los elefantes) hacen de su hogar.
Actualmente el Bioparque Ukumarí trabaja en la tematización del hábitat de watusis y en las adecuaciones necesarias para los hábitats de papiones sagrados y Jirafas. Esto gracias a un proyecto con FONTUR.

La historia de este gran sueño se sigue construyendo gracias al apoyo de cada una de las personas que, en su paso por Pereira, la Capital del Eje, visitan al Bioparque Ukumarí.

Gracias por ayudarnos a construir nuestra historia.


Redes Youtube icon block Retert Twitter bird Face
×